ActualidadCrónicasEducaciónEspecialesEstilo de VidaLocalesMundoNacionalesSalud

Enfermedad mental, ¿por qué el miedo ante estas dos palabras?

En el mundo, aproximadamente 450 millones de personas padecen de un trastorno mental o del comportamiento, pero sólo una pequeña minoría recibe el tratamiento más elemental.

Por: Estela Monterrosa

En los países en vías de desarrollo, a la mayoría de las personas con enfermedades psiquiátricas graves se les deja que afronten como puedan sus cargas personales, como la depresión, la demencia, la esquizofrenia y la dependencia a drogas, a muchas de ellas su enfermedad las convierte en víctimas y en sujetos de estigmatización y discriminación.

confamiliar4

Esta IPS se ha dedicado a apoyar a las personas con una enfermedad mental.

Se conoce como trastorno mental al síndrome o a un patrón de carácter psicológico sujeto a interpretación clínica que, por lo general, se asocia a un malestar o a una discapacidad. En este marco, resulta interesante destacar que una enfermedad de tipo mental es aquella que se produce a raíz de una alteración que repercute sobre los procedimientos afectivos y cognitivos del desarrollo, la cual se traduce en dificultades para razonar, alteraciones del comportamiento, impedimentos para comprender la realidad y para adaptarse a diversas situaciones.

Aunque existen diversas categorías de trastornos mentales, las principales están basadas en los trastornos neuróticos y los trastornos psicóticos. Los mencionados en primer lugar alteran la percepción que el individuo tiene en torno a sí mismo y el grado de aprobación del Yo. Más allá de esto, no representan una distorsión del plano real ni provocan aislamientos importantes de la vida social. Los trastornos psicóticos, en cambio, pueden incluir delirios, fuertes dificultades de carácter afectivo y relacional o alucinaciones. Por lo general, estos están determinados por razones orgánicas relevantes.

Es importante tener en cuenta que la definición de trastorno mental ha sufrido variaciones con el paso del tiempo. Hasta 1990, la Organización Mundial de la Salud (OMS) incluía a la homosexualidad y la transexualidad en su listado de trastornos mentales. Entidad aquella que clasifica a los citados trastornos mentales en varias categorías.

Veamos cuales son:

Sintomáticos y orgánicos, como por ejemplo el delirium.

Esquizotípicos. Entre ellos se encuentran la psicosis o la esquizofrenia.

Neuróticos. Dentro de esta categoría se hallan multitud de trastornos tales como la amnesia, la ansiedad, el trastorno obsesivo-compulsivo, la neurastenia o la agorafobia.

Del comportamiento y de la personalidad. En este caso, se hace referencia a la inestabilidad emocional, el trastorno paranoide o esquizoide, el trastorno ansioso de la personalidad.

Del comportamiento en la infancia y adolescencia. Este sería el caso de los trastornos de conducta, los tics, la tartamudez, la enumerisis o el mutismo selectivo.

Trastornos por consumo de psicotrópicos: síndrome de abstinencia, intoxicación agua, síndrome de dependencia.

Del humor o afectivos. Entre los mismos se puede hablar de la distimia, el trastorno bipolar o el episodio depresivo, entre otros muchos más.

Aclarado estos conceptos, podemos hablar del «Tercer Encuentro Cultural de la Salud Mental» que se llevó a cabo en Barranquilla, donde participaron entre otros:

Alberto Guzmán Ferrer: Presidente de la asociación colombiana de bipolares, capitulo Barranquilla.

Dra. Julia Pérez en representación de la Universidad del Atlántico.

Claudia Páez Vargas :Representante de la junta directiva de la asociación colombiana de bipolares capitulo Bogotá.

Edgar Duarte, psicólogo.

Edgardo Rodriguez,paciente  con diagnostico  DE TRASTORNO obsesivo compulsivo.

Betty Ruiz Ruiz presidenta del capitulo zona norte del colegio de psicólogos.

confamiliar5

De izquierda a derecha Claudia Pérez Vanegas, Alberto Guzmán Ferrer, Edgar Duarte, Julia Páez, delegada secretaria de salud; y María Antonia Brochero.

María Antonia Brochero, abogada hija de una paciente con alzhéimer

El objetivo era hacer el lanzamiento del capítulo Barranquilla de la Asociación  Colombiana de Bipolares, hablar del marco legal de la salud mental en Colombia, de la violencia familiar y salud mental.

Todos los asistentes se encontraban bien concentrados pues estos temas, en nuestra ciudad y generalmente en todo el país, no son tratados con frecuencia y es necesario una unión de todas estas organizaciones para educar a la gente y a la prensa, para poder enfrentar la poca o casi nula atención que presta el gobierno y la infraestructura de la salud a los enfermos con cualquiera de estas enfermedades.

Se habló de las siguientes enfermedades mentales:

Trastornos mentales orgánicos: F00-F09  Demencia y síndromes amnésicos, Delirio Trastornos de personalidad y trastornos mentales de origen orgánico (en especial enfermedades neurológicas y endocrinas). Trastornos psicóticos: F20-F29  Esquizofrenia, Psicosis transitoria aguda, Trastorno delirante, Trastorno esquizoafectivo. Trastornos del humor: F30-F39  Episodio maníaco, Trastorno afectivo bipolar,  Episodio depresivo, Trastorno depresivo recurrente, Distimia, ciclotimia. Trastornos neuróticos asociados al estrés y somatomorfos: F40-F49  Fóbicos, Trastornos de angustia y de ansiedad generalizada, Trastornos obsesivo-compulsivos, Trastornos asociados al estrés, Trastornos disociativos, Trastornos somatomorfos.

confamiliar2

Publico asistente al tercer encuentro cultural de enfermedades mentales.

Todas estas enfermedades mentales mencionadas anteriormente pueden curarse o controlarse con un tratamiento adecuado. Hasta hace sólo unas décadas, muchas personas afectadas por enfermedades mentales pasaban la mayor parte de su vida ingresadas en centros asilares o encerrados en sus casas. Actualmente la mayoría de los pacientes son tratados, la mayor parte del tiempo, en el ámbito comunitario, y suelen integrarse en la sociedad, gracias a un cambio de mentalidad y a los avances conseguidos en tratamientos. Los tratamientos pueden ser distintos, según el tipo de enfermedad, y se suelen diseñar intervenciones personalizadas para cada caso. Frecuentemente se realiza combinando el tratamiento farmacológico con medidas de rehabilitación socio laboral, psicoterapias y apoyo familiar. El apoyo psicoterapéutico es importante para afrontar los efectos de la enfermedad en su vida social, familiar y profesional. Se utilizan tratamientos psicosociales especializados como son: programas de rehabilitación, terapias conductuales y de comportamiento social, psicoeducación de los afectados y sus familias.

Cabe destacar aquí que un importante número de personas siguen sufriendo una enfermedad mental y no acuden a recibir tratamiento a causa de la estigmatización que existe sobre este tipo de enfermedades y a la falta de atención que prestan las EPS, y que nunca entregan las medicinas, provocando que el paciente no se mejore, sino que se deteriore.

Un entorno familiar adecuado y tranquilo es muy importante en la recuperación de una enfermedad mental. El papel de la familia es esencial, puesto que la experiencia vivida y la proximidad con la persona con enfermedad mental pueden aportar muchos datos y soporte al tratamiento. La familia es un elemento clave para ayudar a la persona con la enfermedad a seguir el tratamiento propuesto por el especialista, por ejemplo contrarrestando la tendencia que suelen tener las personas afectadas de esquizofrenia a abandonar el tratamiento farmacológico o haciendo un seguimiento de los reeducados hábitos alimentarios de personas afectadas de anorexia. Para ello es muy importante que también la familia reciba apoyo por parte de los profesionales y los servicios de salud mental.

Marco legal de la salud mental en Colombia(Ley 1616/enero 2013)

«POR MEDIO DE La CUAL SE EXPIDE La ley DE SALUD MENTAL Y SE DICTAN OTRAS DISPOSICIONES»

El CONGRESO DE COLOMBIA DECRETA: Artículo 1°. OBJETO. El objeto de la presente leyes garantizar el ejercicio pleno del Derecho a la Salud Mental a la población colombiana, priorizando a los niños, las niñas y adolescentes, mediante la promoción de la salud y la prevención del trastorno mental, la Atención Integral e Integrada en Salud Mental en el ámbito del Sistema General de Seguridad Social en Salud, de conformidad con lo preceptuado en el artículo 49 de la Constitución y con fundamento en el enfoque promocional de Calidad de vida y la estrategia y principios de la Atención Primaria en Salud. De igual forma se establecen los criterios de política para la reformulación, implementación y evaluación de la Política Pública Nacional de Salud Mental, con base en los enfoques de derechos, territorial y poblacional por etapa del ciclo vital. Artículo 2°. ÁMBITO DE Aplicación. La presente leyes aplicable al Sistema General de Seguridad Social en Salud, especifica mente al Ministerio de Salud y Protección Social, Superintendencia Nacional de Salud, Comisión de Regulación en Salud o la entidad que haga sus veces, las empresas administradores de planes de Beneficios las Instituciones Prestadoras de Servicios de Salud, las Empresas Sociales del Estado. Las Autoridades Nacionales, Departamentales, Distritales y Municipales de Salud, los cuales se adecuarán en lo pertinente para dar cumplimiento a lo ordenado en la ley. Artículo 3°. SALUD MENTAL. La salud mental se define como un estado dinámico que se expresa en la vida cotidiana a través del comportamiento y la interacción de manera tal que permite a los sujetos individuales y colectivos desplegar sus recursos emocionales, cognitivos y mentales para transitar por la vida cotidiana, para trabajar, para establecer relaciones significativas y para contribuir a la comunidad. La Salud Mental es de interés y prioridad nacional para la República de Colombia, es un derecho fundamental, es tema prioritario de salud pública, es un bien de interés público y es componente esencial del bienestar general y el mejoramiento de la calidad de vida de colombianos y colombianas.

confamiliar1

El publico no se queria quedar sin cupo para el encuentro.

Título 11 DERECHOS DE las PERSONAS EN El ÁMBITO DE La SALUD MENTAL Artículo 6°. DERECHOS DE las PERSONAS. Además de los Derechos consignados en la Declaración de Lisboa de la Asociación Médica Mundial, la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad y otros instrumentos internacionales, Constitución Política, y la Ley General de Seguridad Social en Salud son derechos de las personas en el ámbito de la Salud Mental: 1. Derecho a recibir atención integral e integrada y humanizada por el equipo humano y los servicios especializados en salud mental. 2. Derecho a recibir información clara, oportuna, veraz y completa de las circunstancias relacionadas con su estado de salud, diagnóstico, tratamiento y pronóstico, incluyendo el propósito, método, duración probable y beneficios que se esperan, así como sus riesgos y las secuelas, de los hechos o situaciones causantes de su deterioro y de las circunstancias relacionadas con su seguridad social. 3. Derecho a recibir la atención especializada e interdisciplinaria y los I tratamientos con la mejor evidencia científica de acuerdo con los avances ~ científicos en salud mental. j 4. Derecho a que las intervenciones sean las menos restrictivas de las . libertades individuales de acuerdo a la ley vigente. 5. Derecho a tener un proceso psicoterapéutico, con los tiempos y sesiones necesarias para asegurar un trato digno para obtener resultados en términos de cambio, bienestar y calidad de vida. 6. Derecho a recibir psicoeducación a nivel individual y familiar sobre su trastorno mental y las formas de autocuidado. 7. Derecho a recibir incapacidad laboral, en los términos y condiciones dispuestas por el profesional de la salud tratante, garantizando la recuperación en la salud de la persona.8. Derecho a ejercer sus derechos civiles y en caso de incapacidad que su incapacidad para ejercer estos derechos sea determinada por un juez de conformidad con la ley 1306 de 2009 y demás legislación vigente. 9. Derecho a no ser discriminado o estigmatizado, por su condición de persona sujeto de atención en salud mental. 10. Derecho a recibir o rechazar ayuda espiritual o religiosa de acuerdo con sus creencias. 11. Derecho a acceder y mantener el vínculo con el sistema educativo y el empleo, y no ser excluido por causa de su trastorno mental 12. Derecho a recibir el medicamento que requiera siempre con fines terapéuticos o diagnósticos. 13. Derecho a exigir que sea tenido en cuenta el consentimiento informado para recibir el tratamiento. 14. Derecho a no ser sometido a ensayos clínicos ni tratamientos experimentales sin su consentimiento informado. 15. Derecho a la confidencialidad de la información relacionada con su proceso de atención y respetar la intimidad de otros pacientes. 16. Derecho al Reintegro a su familia y comunidad.

Este catálogo de derechos deberá publicarse en un lugar visible y accesible de las Instituciones Prestadoras de Servicios de Salud que brindan atención en salud mental en el territorio nacional. Y además deberá ajustarse a los términos señalados por la Corte Constitucional en la Sentencia T-760 de 2008 y demás jurisprudencia concordante.  Pero parece ser que esta ley es letra muerta,porque cada dia es mas dificil que atiendan de manera efectiva y humana a las personas que sufren de cualquier enfermedad de estas,los testimonios de personas enfermas son innumerables y casi todos negativos para los servicios de las EPS.

Después de toda esta disertación sobre la salud mental y todo lo que ello conlleva, existió un momento de relax, con la participación del Dr. Yilmar Zilguero, que aparte de su profesión como médico se dedica a cultivar la música, en especial la cubana, y quien apoya a estas organizaciones en su lucha porque las EPS y el gobierno cumplan las leyes y sus deberes para con los pacientes.

Llegó la noche y con ella el fin de una tarde para aprender y difundir la lucha de organizaciones como:

Asociación colombiana de bipolares capítulo Barranquilla, Asociación de pacientes y familiares con trastornos de ansiedad, Colegio colombiano de psicología zona norte, Secretaria de la mujer y equidad de género, Universidad Simon Bolivar, Universidad del Norte, Asociación de familiares y cuidadores de pacientes con Alzehimer.

Una mención especial merece el Dr.Patricio Garcia de Caro presidente y psiquiatra de la Fundación Instituto de salud mental del Caribe, artífice de este encuentro tan importante, e impulsor de estas actividades.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

About author

Educadora de pre-escolar, con vocación de periodista. Barranquillera y Chacharera, con grandes metas, educando una nueva generación. Móvil 3024019715
Related posts
ActualidadLocales

Marlon Gómez: El Humortivador, padre que enseña con diversión  

ActualidadCrónicasDeportes

Mike Fajardo: ¡40 años de periodismo deportivo en RCN Radio!

ActualidadMundo

"Aprendamos de los cómicos a difundir serenidad con una sonrisa” El Papa

ActualidadLocales

'Barreal' regresa con una nueva temporada para explorar las historias de Las Flores y la Ciénaga de Mallorquín

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *