ActualidadLocalesMedio AmbienteMundoNacionales

El Rincón del Búho: Lo que el alcalde no pudo superar

No hay un solo día que algunos de los sectores de Barranquilla se queden sin agua o sin luz. Y barrios enteros que se enfrentan al rebote de las alcantarillas con todas las miserias del cuerpo humano.

Por El Propio Búho

Sin duda Alejandro Char pasará a la historia como uno de los mejores alcaldes que ha tenido Barranquilla en muchos años, rescatando la administración pública de un vergonzante letargo de corrupción, abandono y desidia.

Con algunas excepciones como la del difunto Jaime Pumarejo Certain, a quien las triquiñuelas politiqueras apenas le permitieron gobernar mediante la mitad de su periodo constitucional. Y en eso poquito tiempo, hizo tanto, o más, que medio centenar de sus antecesores.

Pero Char se va al concluir su segundo periodo sin poder arreglar el chicharrón de la Triple A, que según la Sociedad de Activos Especiales (SAE), sigue entregando contratos a dedo por más de $50 mil millones, sin que semejante negocio pase por los ojos de la junta.

La entidad encargada de evitar que sigan destruyendo la Triple A advierte también que se han otorgado contratos de ‘asesorías de imagen’ a un solo proveedor por la suma de $50 millones mensuales’.

Sin embargo, la directora de comunicaciones, Angie Choperena, asegura que todos esos contratos se han suprimido, precisamente, por las circunstancias difíciles por las que atraviesa la empresa.

El problema de las alcantarillas que inundan de excrementos a barrios completos es, según el representante a la Cámara atlanticense César Lorduy Maldonado, “muy difícil de resolver, porque habría que romper toda la ciudad para colocar la tubería con el grosor que requiere la Barranquilla de hoy”.

Eso está bien. Pero algún día habrá que empezar a realizar esa tarea. O Barranquilla se dará el lujo de que decenas de barrios duerman con las aguas negras al cuello en medio de ratas peludas disputándose los excrementos humanos.

El otro chicharrón con el cual no pudo avanzar Alex es el de Electricaribe, aunque no es directamente de su resorte, como representante de más de un millón de habitantes sí debió ser más enérgico ante el pésimo servicio de Electricaribe, las multimillonarias pérdidas ocasionadas al comercio (en especial a los tenderos) por los continuos apagones.

Ahora reapareció el problema del robo del cable de cobre en las zonas rurales. Todo el mundo sabe quiénes son los que pelan el cobro. Quiénes son los reducidores y hacia donde lo exportan. Menos Electricaribe para que denuncie con nombres propios.

Las angustias de Puerto Colombia

Los grandes esfuerzos que hace el histórico Puerto Colombia por recuperar parte de su grandeza convirtiéndose en un destino turístico con un remedo de muelle reconstruido, todo eso se pierde como agua entre los dedos por la cantidad enorme de madera y basura que el Río Magdalena le arroja Asus playas día y noche.

Lo grave es que la Corporación Autónoma del Río Grande de la Magdalena (Cormagdalena), ni mucho menos la Corporación Regional Autónoma del Atlántico, no hacen absolutamente nada por remediar esa grave situación.

En el caso de Cormagdalena hay que admitir que lo que quiso hacer la Asamblea Nacional Constituyente se ha convertido en un tigre de papel, con una junta directiva superinflada con una docena de ministros, casi 20 alcaldes ribereños y no menos de 10 gobernadores.

El primer presentador del Reinado

Jairo Alonso Vargas fue durante más de una década el presentador oficial del Reinado Nacional de Cartagena. Duró tanto tiempo porque nunca contradecía a doña Teresa de Angulo, la fundadora y dueña del certamen. Una de las primeras órdenes que doña Tera le dio es que no podía estar coqueteando con las candidatas, ni siquiera una sonrisa. Así que durante más de una década el pobre Jairo tuvo que estar tres y hasta cuatro horas en el escenario con una ‘cara de malo’. Este viernes falleció uno de los primeros grandes presentadores de la televisión colombiana. Paz en su tumba.

La recua de Maduro es de verdad

Al principio nadie creía lo del cuento del video que se volvió viral en las redes sociales. Hasta cuando un amigo de infancia de Nicolás Maduro contó el cuento completo. En su primera juventud Maduro trabajó con un contrabandista que era dueño de una recua de burros y burras que le servían para traer cargamentos de gasolina, telas, y diversos alimentos no perecederos, que vendían en las fronteras con Santander. Tierras que Nicolás se conoce como la palma de su mano pues se asegura que él nació de este lado, y, cuando comenzó a trabajar de ‘burrero’, el dueño de la recua lo obligó a cambiar de nacionalidad.

Las travesuras de Sarmiento Angulo

Un contrato que le adjudicaron a Luis Carlos Sarniento Angulo hace 24 años por 750 mil millones de pesos, los continuos aplazas en la obra han elevado su costo as 8 billones de pesos, en solo 85 kilómetros. Ya se les cayó el puente de Chirijara.

El Concorde sale de su tumba

Fue el avión que revolucionó la aviación mundial y acordó todas las distancias en el espacio. Pero como todo experimento del hombre, no fue una obra perfecta. Hacía demasiado ruido al decolar y en el aterrizaje, y el consumo de combustible era descomunal. Total, las polémicas, debates y críticas derrotaron al Concorde, que tuvo que bajar a la fría tumba. Todo parece indicar que dentro de muy poco se levantará, como Lázaro, y volará más alto, más lejos, con menor ruido y con muy poco combustible.

La democracia cuestionada

Ahora cuando en España ya no hay respeto por nada ni por nadie (por lo menos no como en la era del generalísimo y fregadísimo dictador Francisco Franco Bahamonde), los movimientos políticos se han especializado en realizar frenteros debates no solo contra las políticas de su país, sino con lo que ocurre en el mundo político.

Mucho cuidado con los recibos de caja

En el inmenso mundo del desarrollo comercial hay pequeñas cosas que pasan desapercibidas, con la terrible realidad de que esconden graves peligros para la salud y la vida misma de la especie humana, Científicos han descubierto que ciertas partículas adheridas a los recibos que los almacenes entregan al consumidor son altamente cancerígenas. Por lo que se recomienda no almacenarlas, ni mucho menos guardarlas en los bolsillos por nada del mundo. Mucho ojo, pues, con estas recomendaciones.

27 años sin Rafa Orozco

 

Rafael Orozco Maestre e israel Romero Ospino conformaron un verdadero binomio musical. El Binomio de Oro. Rafa, como le decían todos sus amigos, había nacido en Becerril el 24 de marzo de 1954, y desde muy joven se fue a estudiar a Valledupar, la capital del departamento del Cesar, en el prestigioso colegio Loperena. Allí ganaba todos los concursos estudiantiles musicales. Frecuentaba todas las poblaciones vecinas en donde hubiera competencia.

Y todos lo daban por ganador. Sin embargo, le llegó el día de perder. Iba a concursar en Villanueva, pero al pasar por Urumita visitó a unos compañeros de colegio que le presentaron unas muchachas. Y Rafa terminó ‘flechao’ de la más monita del grupo, Clara Helena. Lo emocionaron y, de una comenzó a cantarle a Clara, de tal manera que cuando llegó a la tarima de Villanueva ya no le servía la voz. Y perdió. De aquella derrota le quedó la victoria más linda, su esposa y madre de sus tres bellas hijas. Luego de grabar su primer trabajo con Emilio Oviedo, se unió a Israel, formando una agrupación que hizo historia en la música colombiana. Eran muy amigos. En los ratos libres se ponían a ‘mamar gallo’. Rafa intentaba tocar el acordeón, y el Polo Isra hacia el esfuerzo de cantar algo.

 

Related posts
ActualidadAnálisis

Copa América: la ley del más vivo

DeportesMundo

El legado de Alice Milliat, la pionera de la participación femenina en los Juegos Olímpicos

Cultura CiudadanaEntretenimientoLocales

Ciudadanos Ejemplares de Barranquilla en la Celebración de la Independencia de Colombia

Medio AmbienteNacionales

Grupo Argos y C.R.A continúan aportando a la restauración de la ciénaga de Mallorquín

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *