RíoBus, uno de los proyectos que no dejan dormir a Jaime Pumarejo

520

Puerto Mocho, la única playa maritimofluvial con que cuenta Barranquilla, tendrá un nombre más elegante. Podría ser ‘Puerto Alegría’, o  ‘Puerto Fiesta’. Habrá un espléndido ecoparque y desarrollo social.

Por Rafael Sarmiento Coley

El candidato a la alcaldía de Barranquilla, Jaime Pumarejo Heins (en el centro), con los periodistas Rafael Sarmiento Coley y el joven pero veterano periodista Alberto Hernández.

Jaime Pumarejo Heins recuerda que, en sus primeras jornadas de candidato a la Alcaldía de Barranquilla, uno de los primeros sitios que visitó y fijó su afiche como su bandera de campaña, fue ‘Puerto Mocho’, y de inmediato uno de los lugareños le gritó desde una canoa: “oiga doctor, quite esa vaina de ahí, si no quiere terminar aquí ahogado y entaruyado como todos los políticos derrotados”.

Pumarejo Heins le respondió: “Yo voy a acabar con ese mito y, si gano, lo primero que haré será cambiarle el nombre a la única playa que tiene Barranquilla”.

Ese nombre macabro del lugar es de origen popular, a raíz de que, el 16 de agosto de 1974, el cuerpo del joyero bumangués, Milton Sarmiento Reyes, tras ser secuestrado de un hotel del centro de Barranquilla, fue descuartizado y rasurado para ocultar su identidad. Su cabeza la tiraron del lado de la playa en medio de la taruya, y las extremidades y el tronco del cuerpo lo lanzaron río abajo para que lo devoraran los tiburones en Bocas de Cenizas.

El juez que asumió la investigación, Antonio Nieto Güete (ya fallecido), y un equipo de investigadores locales más expertos traídos de Bogotá, duraron días, semanas y meses, hasta cuando, por fin, identificaron al ‘descabezado de Puerto Mocho’, como Milton Sarmiento Reyes, de 42 años de edad.

El homicidio se convirtió en la noticia de la radio y la prensa durante casi un año, con transmisiones radiales en directo de las audiencias, con dos portentosos abogados como defensor y acusador, Miguel Bolívar Acuña y Armando Blanco Dugand (ya fallecido). Cada uno intervenía hasta dos y tres horas por turno sin siquiera beber agua. Al final fue capturado en el aeropuerto ‘Ernesto Cortissoz’ Juan Angulo Tinoco, quien intentaba salir con las joyas escondidas en el doble fondo de un cuadro de la ‘Gioconda’, del florentino Leonardo da Vinci. Fue acusado, más no pudo ser condenado por falta de pruebas. En 1993 fue asesinado por cuatro sicarios en el interior en una peluquería de su propiedad al norte de la ciudad.

Un nombre de vida

Toda esa belleza con la cual Barranquilla fue premiada por la naturaleza, por fin será utilizada en forma adecuada, en completa armonía con el medio ambiente y con un Ecoparque que será uno de los principales atractivos del sector.

Este sábado, durante una extensa visita al sector, Jaime Pumarejo Heins dijo que ya está bueno de seguir llamando ese que será un atractivo turístico barranquillero con un nombre macabro que estigmatiza al sector. Desde ya se abrió el concurso para ponerle un nombre más grato al lugar.

Silvy Puello de Pumarejo, además de que no tuvo un minuto de reposo tomando fotos a diestra y siniestra, también empezó a aportar el nombre que llevaría ‘Puerto Mocho’, que suena muy macabro. Silvy propone que sea, por ejemplo, Puerto Alegría.

La primera a quien se le ocurrió un posible nombre fue a Silvy Puello de Pumarejo, la futura primera dama del Distrito, si su esposo sale airoso el 27 de octubre. Silvy dice que podría llamarse ‘Puerto Alegría’.

Por su parte la directora de comunicaciones de la campaña Pumarejo Alcalde, Luchi Elena Ramos propone ‘Puerto Fiesta’. Y seguirán llegando nuevas propuestas. Lo importante es que, según Jaime Pumarejo, “no más Puerto Mocho, ¡por Dios!”

El proyecto Pumarejo

Desde antes de ser proclamado candidato a la Alcaldía del Distrito Industrial y Turístico de Barranquilla, Jaime Pumarejo se le metió en la cabeza cambiarle el rumbo a aquel sector de tanto futuro como atractivo turístico, fuente de rica pesca, fortalecer la convivencia con la ecología y elevar el nivel de vida de las poblaciones circunvecinas.

Se propone “un comercio y un turismo de calidad. Hay que traer un servicio eficiente de electricidad, para que no tengan que estar recurriendo de manera casi a diario a planticas eléctricas. Lo mismo que saneamiento básico, especial acueducto y alcantarillado, y, además, mejorar las vías de acceso y recuperar otra vez el tren turístico”.

Luz Elena Ramos, la dinámica y eficiente directora de comunicaciones de la Campaña Pumarejo Alcalde, se tomó su buen rato para pensar en el nuevo nombre del sector. «Podría ser ‘Puerto Fiesta’, que está en consonancia con Barranquilla»,dijo la consagrada joven y bella periodista.

Según afirma, “Puerto Mocho será una de las victorias tempranas de la Alcaldía, con la ayuda de los barranquilleros. Lo más interesante será el saneamiento de toda la Ciénaga de Mallorquín. Hoy, la receptora de las aguas servidas que llegan a El Pueblito bota sus efluentes a la Ciénaga, y al mismo tiempo muchos barrios, que no están normalizados, botan sus aguas servidas a la Ciénaga.

“Lo que proponemos es trasladar todas esas aguas servidas, tratarlas en una estación, y sacarlas en forma directa al Río Magdalena, evitando que lleguen a la Ciénaga. Con eso se logrará, paso a paso, recuperar la Ciénaga. Nosotros nos anticipamos con unos dragados, y vamos a construir lo que será, para mí, lo que será el mejor parque de Barranquilla. Será el Ecoparque Turístico Ciénaga de Mallorquín. Con un sendero ecológico entre La Playa y Las Flores, con cinco kilómetros de ancho con espacios de descanso, lugares para picnic, y espacios no solo para contemplar la Ciénega, sino también para hacer deportes de vela, remo y facilitar conocer esto tan hermoso que tenemos en las narices de Barranquilla”.

Además, se trata de recuperar, según el candidato, “algo que es nuestro y que, para mí, es la cereza que le falta al pastel de este fantástico Malecón, y el reto, es hacerlo en conjunto con las poblaciones que están aquí, que viven en Las Flores, en La Playa. Es decir, ya se han comido las verdes. Ahora se debe asegurar que, al llegar las maduras, ellos disfruten de eso, y no se sientan desplazados por el desarrollo”.

El RíoBus que no lo deja dormir

RíoBus será una flota moderna, con estaciones en inmediaciones de la Ciénaga de Mallorquín, el balneario que tendrá un nuevo nombre, y contará con otras estaciones río arriba hasta llegar a Suán. Tendrá interconexión con Transmetro, para el trasbordo de pasajeros.

En medio de todos esos proyectos “que tiene mi hijo en la cabeza, el que no lo deja dormir es el del RíoBus”, afirma Ingebor Heins, madre del candidato. Y, en efecto, él se emociona más de la cuenta cuando se explaya a hablar de ese plan, que consiste en crear una ruta de buses que recorrerán el tramo del Río Magdalena desde las Flores, Siape, el Centro de Convenciones Puerta de Oro, el Malecón, pasando por debajo del nuevo Puente Pumarejo con estaciones en los puertos de Soledad, Malambo, Sabanagrande, Santo Tomás, Campo De la Cruz y Suán.

Ya ha realizado los cálculos. Será un transporte, proporcionalmente, rápido y barato. Facilitará la movilización de estudiantes, trabajadores, amas de casa, el transporte de cabotaje, e inclusive, será de un enorme alivio para los cultivadores tanto del sur del Atlántico, como los del lado del departamento del Magdalena, a través de centros de acopio de lado y lado del Río.

Un desarrollo planificado y sencillo

Con una visión más amplia Pumarejo considera que, brindando las condiciones adecuadas, los residentes en Las Flores puedan pensar, por ejemplo, en montar un hostal turístico, un restaurante de calidad, tiendas de artesanías, venta de artículos para deportes acuáticos vestidos de baño. Esa es la idea.

En cuanto a la inversión que requiere la recuperación urbanística de dichos sectores, Pumarejo calcula que no se requerirán más de $30 mil millones. En el Gran Ecoparque, no se requerirían más de $200 mil millones. El costo más alto es la estación de aguas residuales, y el bombeo hacia el Río Magdalena.

Él está seguro de que serán proyectos apoyados y respaldados económicamente con recursos de la Gobernación del Atlántico y del Distrito de Barranquilla. No tiene duda del apoyo departamental.

El recorrido de medio día

Menos mal que no llovió sino en la tarde. De lo contrario todavía estuviéramos allá con los carros atascados en la arena. Y mientras mostraba un render muy didáctico, Pumarejo expresó con mucha seguridad, que “Barranquilla le está dando ‘la cara’ a sus cuerpos de agua. Los ciudadanos han entendido la importancia de recuperar el Río Magdalena, el mar, las ciénagas y los caños, para la transformación y desarrollo de la ciudad”. Por ello, el candidato Jaime Pumarejo Heins proyecta en uno de sus ejes del plan de gobierno el impulso del turismo sostenible y responsable con el medio ambiente.

Agregó que “tenemos que aprender a conservar, contemplar y cuidar el agua que rodea a Barranquilla, de la cual vivió durante tantos años y últimamente le hemos dado la espalda. Entender que es una fuente de riqueza y todo el mundo debe venir a Barranquilla a disfrutar de esta naturaleza que nosotros tenemos y que otros carecen”, explicó el aspirante a la alcaldía barranquillera.

El candidato ha ideado distintos proyectos en diferentes sectores de la ciudad que impulsarán el turismo a nivel nacional e internacional.

Ciénaga de Mallorquín

La pesca artesanal que desarrollaban los habitantes del corregimiento La Playa en la Ciénega de Mallorquín fue por mucho tiempo el principal ingreso económico para estas familias ‘playeras’. Sin embargo, la creciente contaminación de este cuerpo de agua afectó la calidad del líquido y el estado de los peces, disminuyendo la venta y la economía de los habitantes.

Ante esto, el primer proceso que se realizará será el saneamiento básico de la ciénaga para impulsar la pesca. El sector cercano a esta ciénaga tendrá, además, un ecoparque turístico, estructuras palafíticas, senderos con miradores y ciclovías.

El candidato explicó que con el proceso de saneamiento básico se busca “desviar las aguas residuales que hoy llegan a la ciénaga para que vayan a una planta de tratamiento y después verterlas al Río Magdalena”. Añadió que promoverá la dignificación y tecnificación de la pesca, dándole a los pescadores “capacitación y capital semilla para que ellos, mediante mecanismos tecnificados de siembra de alevinos, puedan mantener la tradición viva, pero con mejores ingresos”, dijo.

Asimismo, se implementará un sistema de vigilancia y conservación de manglares, especialmente en la Ciénaga de Mallorquín donde hay un alto riesgo de desaparición por tala indebida.

José Retamozo Navarro reconoció la importancia de que este proyecto de turismo sostenible se desarrolle en la ciénaga de Mallorquín, lo que impulsará la economía del sector.

“Nosotros creceríamos económicamente porque volvería la pesca y llegarían los deportes acuáticos. Se le está dando vida a este sector y es lo que necesitamos, que se renueve para que los barranquilleros y la gente del país se acerque a este pedacito de Barranquilla”, indicó.

El candidato Jaime Pumarejo Heins expone que la ciudad tiene playa urbana y asegura que trabajará para mejorar la calidad del sector de Puerto Mocho para que los barranquilleros “disfruten esta playa y no tengan necesidad de ir a otras ciudades”. Asegura que, así como se devolvió a Barranquilla el Río, se devolverá el mar a la ciudad.

“El propósito es llevar a Puerto Mocho los servicios públicos, organizar y acompañar a los vendedores que viven ahí informalmente, recuperar el tren turístico de Las Flores y ayudar con diversas capacitaciones para que se presten servicios no solo de restaurantes y comedor, sino para hacer deportes de vela y de remo en la ciénaga y en Puerto Mocho. Queremos recuperar nuestra playa y que el impulso venga del turismo”, explicó.

Isla Salamanca

Recorrer el Río Magdalena y adentrarse al Parque Isla Salamanca, saliendo desde el Gran Malecón del Río en lancha, será uno de los planes que podrá realizar cualquier turista nacional e internacional que visite Barranquilla. Conocer las especies de mangles, contemplar el avistamiento de aves y refrescarse en medio del camino con agua de coco o comida típica se convertirá en el plan favorito para todas las familias.

Desde cualquier punto de la zona turística a rescatar, habría facilidad de cruzar el Río hacia la isla Salamanca, para disfrutar de ese otro bello aporte de la naturaleza a esta región de la Costa Caribe Colombiana que, por fin, ha despertado de su letargo.

“Lo que queremos es que la gente pueda disfrutar uno de los parques naturales más grandes de Colombia y uno de los más hermosos del país”. El candidato señaló que desde la ciénaga El Torno, dentro de Isla Salamanca, “podrán apreciar el Mar Caribe y tener una panorámica de la ciudad”.

Con este proyecto, se apoyarán a asociaciones para que ofrezcan paquetes turísticos de calidad y con excelentes servicios. El objetivo será promover el ecoturismo y generar empleo.

“Queremos que con este proyecto se impulse el empleo formal con la empresa de turismo. Buscamos un ingreso fijo para mejorar la calidad de vida de nuestras familias y poder tener un mejor futuro. Además, queremos trabajar para preservar la Isla”, dijo Dina Suarez, miembro de la asociación Asipesa.

El sueño cultural

Todas estas inquietudes que de manera alternativa y periódica ha venido exponiendo el candidato a la Alcaldía de Barranquilla, son fruto de su experiencia como ejecutivo de una multinacional estadounidenses, tras culminar los estudios de ingeniería. Y luego, su vinculación, siendo aún muy joven, a una multinacional china. Lo que le permitió conocer de primera mano, cómo fue eso del despertar paulatino, pero a paso firme, del Gigante Asiático.

Algo que hace más de 200 años predijo Napoleón Bonaparte: «El mundo será otro cuando despierte el Dragón  Asiático». Ya despertó. Y el mundo, que después de la Segunda Guerra Mundial se volvió Bipolar por los desencuentros de la extinta Unión Soviética y el imperio estadounidenses, ahora parece ser tripolar: China, potencia indiscutible; Estados Unidos, imperio que no quiere perder su protagonismo hegemónico, y lo que quedó de las numerosas naciones asociadas a la extinta Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URS), hoy reducida a una Rusia bajo la dictadura de Wladimir Putin, el eterno director de la más poderosa agencia de inteligencia del mundo, la KGB.

 

 

 

 

Compartir.

Acerca del Autor

1. Rafael Sarmiento Coley

Director general de Lachachara.co y del programa radial La Cháchara. Con dos libros publicados, uno en producción, cuatro décadas de periodismo escrito, radial y televisivo, varios reconocimientos y distinciones a nivel nacional, regresa Rafael Sarmiento Coley para contarnos cómo observa nuestra actualidad. Email: rafaelsarmientocoley@gmail.com Móvil: 3156360238 Twitter: @BuhoColey

Deja un comentario

 Vulnerability scanner