El Rincón del Búho. – Se lanzaron al agua los primeros patos

706

Para la Gobernación ya anda por los pueblos buscando apoyos Pedro Lemus. José Antonio Segebre dice que no decide nada hasta después de Carnaval, para no causarle molestias a su hija, la reina Carolina. 

Por El Búho

Pedro Lemus ya se puso las botas y el overol y anda por los pueblos. José Antonio Segebre quiere repetir, pero mientras no termine el reinado de Carnaval de su hija Carolina, nanai cucas.

Como se sabe, ya saltó al agua, en forma abierta y sin tapujos, el primer candidato a la Gobernación del Atlántico. Debate que será en octubre próximo. Estamos lejos. No piensa igual Pedro Lemus, quien dejó el alto cargo en la Gobernación al lado de su amigo Eduardo Verano, para iniciar sus recorridos por los pueblos más apartados y abandonados del Departamento.

Pedro Lemus no solo estrena camiseta de candidato a la Gobernación del Atlántico.También estrena sonrisa. Por eso ya lo empiezan a llamar de manera socarrona ‘El Sonrisal’.

Lo que no se ha dicho es si Lemus se abrió en pelea con el visto bueno de su jefe inmediato, Eduardo Verano, o lo hizo por su cuenta y riesgo con el apoyo de patrocinadores desconocidos. Eso es un total misterio. Similar a lo que ocurre con el exgerente del Área Metropolitana de Barranquilla, Jaime Berdugo. Hubo quien aseguró que era el candidato del charismo, pero eso no fue más que mera ‘marihuana política’.

“Yo no digo na”

El Búho se ha encontrado en diversos escenarios con el exdiplomático y exgobernador José Antonio Segebre Berardinelli, de quien se asegura es un firme candidato que contaría con el apoyo de fuerzas tanto del Distrito como del Departamento.

Cuando se le pregunta sobre la materia, Segebre, buen salsero, responde: “yo no digo na’ /yo me quedo callao/ y no hablo na” hasta cuando su hija Carolina culmine su exitoso periplo como Reina del Carnaval 2019. No quiere que a su bella y adorada hija la estén involucrando en cuestiones políticas. Y eso hay que respetarlo.

Se fortalece el cepedismo

Efraín Cepeda Tarud, nuevo presidente de la junta directiva de la Cámara de Comercio de Barranquilla.

Y mientras los otros grupos se dedican a barajar nombres para gobernación, alcaldías, concejos y asamblea, las huestes conservadoras del senador Efraín Cepeda Sarabia se consolidan por todas partes. Con altos cargos en el Gobierno Nacional y el control de importantes frentes en lo local.

Su hijo, Efraín Cepeda Tarud, acaba de ser elegido presidente de la junta directiva de la Cámara de Comercio de Barranquilla, un excelente coequipero de la dinámica y bella presidente ejecutiva María José Vengoechea Devis. Sin duda será un dúo dinámico que estará a la altura de lo que hoy es la capital atlanticense, la ciudad colombiana que más ha avanzado en educación, calidad de vida de sus habitantes, construcción de vivienda de interés social, una alta oferta hotelera que en el año que recién terminó impuso récord en ventas, y la calidad de servicios como las comunicaciones, clínicas privadas de alta ponderación y el potencial de su corredor portuario, a pesar de los vaivenes del canal navegable del Río Magdalena en los 25 kilómetros finales antes de meterse al mar Caribe.

Elsa Noguera con el bate al hombro

Hasta ahora la exministra y exalcaldesa de Barranquilla Elsa Noguera De la Espriella no ha dicho ni mú, en materia de candidaturas. En los mentideros políticos se asegura que sería la fuerte candidata del charismo. Lo cual es afín con los vínculos familiares, ya que Elsa es sobrina de la actual esposa de Fuad Char, la jefe pluma blanca de la Casa Char. Además, es la sobrina consentida de su otra tía, doña Elisita Noguera de Renowitzky, esposa del director consejero de El Heraldo, Juan B. Fernández Renowitzky. Y, además, es la pechichona de su primo hermano Juan B. Fernández Noguera. Mejor dicho, con esa parentela tan poderosa, difícil que le quiten un cargo por elección popular en los comicios de las autoridades locales y regionales. Amanecerá y veremos.

El ‘Puma’ se sacude

Jaime Pumarejo Heins, según sus allegados, trabaja como el armadillo, «por debajito, compa, por debajito».

Fuentes allegadas a la campaña de Jaimito Pumarejo Heins, para reemplazar a Alex Char en la Alcaldía, aseguran que no está muy conforme con el equipo que le han asignado para que la campaña prenda motores.

La verdad es que esos motores como que están oxidados o demasiado saturados de las mieles del poder en esta época de oro de la administración Char.

Claudia Cuello, que conoce a Jaimito mejor que nadie, asegura que es tan buena gente que no le preocupa tomarse un plato de sopa de pescado servido en una totuma con cuchara de palo.

Lo malo es que no logra despertar el entusiasmo del potencial electorado que lo rodea, viniendo de las musculosas espaldas de la Casa Char. La verdad es que Jaimito no lo recoge del suelo. Es algo genético. Su difunto padre, Jaime Pumarejo Certain, a su paso por el Concejo le decían “El contravía”, porque se oponía hasta a sus propios proyectos de acuerdo. Era cascarrabias y enredado en el hablar. Como buen Pumarejo, flemático y de carácter férreo, a la hora de acudir a las urnas, la gente votaba por él. Ganó en franca lid. Lástima que su primo hermano Gerardo Certain, lo tumbó de la silla por una sumatoria fantasmagórica en un puesto de votación en el cementerio Calancala, y dicen que allí hasta los muertos votaron por Gerardo para ocupar la alcaldía durante el medio periodo que quedaba.

¿Varela para dónde irá?

Cuando Alfredo Varela De la Rosa renunció como director de la Corporación Autónoma del Río Grande de la Magdalena (Cormagdalena), se daba por descontado que lo hacía para no inhabilitarse con el fin de aspirar por segunda ocasión a la Gobernación. En su primer ensayo le ganó el actual mandatario, Verano De la Rosa.

La vaina es que Alfredo, que sacó el carisma de su padre, el difunto Ricardo Gaitán Varela Consuegra, en la actualidad arrastra un lastre demasiado pesado y maloliente. Su tío es el sepulturero de 560 carros y 800 motos que se pudren en un terreno baldío de Cementos Argos. Un lote de engorde metido entre la maleza. Es una concesión que comete muchas injusticias con los pobres dueños de motos (mensajeros, mototaxistas) y de taxis y todo tipo de vehículos. El señor Varela prefiere ver podrir ese cementerio de vehículos, antes de aplicar una política de acuerdo con los propietarios de semejante parque automotor.

Y suenan más nombres

Jorge ‘El Pirri’ Segebre sostiene que, si su hermano José Antonio decide no lanzarse, apoyará el candidato que diga su socio y compadre Christian Daes, a quien denominan ahora el “nuevo rey midas de Barranquilla” y casi que de Colombia.

Y Christian, a su vez, tomará una decisión de común acuerdo con su llave de oro, Alex Char. En pocas palabras, la alianza de las casas Char y Daes tienen la llave maestra para elegir alcalde, gobernador y mayorías aplastantes en Asamblea y Concejo.

Lo que sí es cierto es que el cura Bernardo Hoyos ha dado muestras de que quiere ser otra vez alcalde de Barranquilla, esperanzado en que el ‘Yuyo’ José Manuel Daes le tire el salvavidas.

Otro que suena como candidato a la alcaldía de Barranquilla es el exvicepresidente y testigo de primera mano de los diálogos de La Habana con las Farc, Gustavo Bell Lemus. Lo malo es que Gustavo no acepta una postulación si no tiene la certeza de ganar. Y ahí es donde tuerce la puerca el rabo.

El petrismo está pensando en un nombre (sea hombre o mujer), con fuerza y carisma para ganarles a las casas Char y Daes, que son las que mandan la parada en la actualidad política local, ante la debacle del gerleinismo y la decadencia del namismo. Hasta ahora Petro no ha tenido cabeza para pensar en las elecciones de octubre, enredado en el famoso video en donde recibió fajos de billetes de alta denominación. El hombre quedó cachicojo después de semejante golpe de –quien lo creyera—una ‘guarumera’ llamada Paloma Valencia.

Compartir.

Acerca del Autor

Búho

Los comentarios están cerrados