Apple toma cartas en el asunto

733

Hasta los grandes sucumben ante el poder de los medios de comunicación. 

Por Gabriel Moncada F. 

En días anteriores salieron por todas las redes y medios especializados en el sector tecnológico la noticia de que Apple dejaba casi obsoletos en pocos años a los iPhone, al disminuir las velocidad con la que en un principio hacían gala, pero que al pasar el tiempo esta mermaba considerablemente y todo ello por el desgaste de las baterías al pasar solo un año de uso. Esto generó una alerta masiva mundial contra los de la manzana, que así como son alabados por cada lanzamiento de su nuevo iPhone, también son acusados fuertemente por esos mismos que pasan varias horas en fila para adquirirlo; y, claro, porque Apple hoy en día todavía para muchos es una especie de culto que los separara del resto, así que por ningún motivo  puede haber la más mínima seña de debilidad.

¿La estrategia le servirá?

Ante esto Apple se ha pronunciado rápidamente diciendo que a partir de finales de enero, el cambio de la batería solo costará 29 dólares por un año, a partir del iPhone 6. A su vez dijeron que en las próximas actualizaciones IOS dará más información acerca del estado de la batería, para saber cuándo es necesario su reemplazo, porque no darán su máximo rendimiento.

También habló acerca de que la velocidad del procesador es solo una pieza del rompecabezas de gestión de rendimiento y batería. Según Apple, los iPhones con baterías antiguas también pueden atenuar sus pantallas de forma más agresiva, tener volúmenes de altavoz máximos, menores e incluso tener sus flashes de cámara desactivados cuando el sistema necesita más la potencia máxima que la batería puede proporcionar. Pero otras funciones básicas, como la señal celular, el GPS y la calidad de la cámara, no se ven afectadas, dice Apple. El enfoque completo en realidad es bastante inteligente, pero la inteligencia no es un gran sustituto de la velocidad.

En su carta, Apple dice que “siempre hemos querido que nuestros clientes puedan usar sus iPhones el mayor tiempo posible”. Y tengo la certeza que esto lo respetaron hasta el iPhone 5s, porque después de allí toda actualización parece ser un desacierto en cuanto a tema de autonomía de batería y rendimiento de velocidad.

Apple debe enfocarse seriamente en que los nuevos sistemas operativos no afecten drásticamente la velocidad y autonomía de los antiguos iPhone, porque aunque es cierto que en muchos Android como Samsung, esto también era muy evidente. Lo bueno del tema es que toda la fuerza de los medios y demandas a Apple dieron fruto y ese fruto lo que hará es cada día tengamos una experiencia mejor.

Compartir.

Acerca del Autor

Gabriel Moncada Figueroa

Freelance Ingeniero Industrial trabajando con @lachacharaco. Apasionado por el Marketing y el mejoramiento de las empresas. Twitter: G9MF

Los comentarios están cerrados