Así es el proyecto para subsidiar internet y smartphones a los más pobres

1262

El Ministerio de las Tecnologías de la Información y las Comunicaciones dice tener 260 mil millones de pesos para financiar el proyecto que requiere de la participación privada para su consolidación.

Lexander Loaiza Figueroa @Lexloaiza

La era del posconflicto y la reconciliación es también el tiempo de la equidad y de la eliminación de brechas sociales para permitir el acceso a los servicios básicos a una mayor parte de colombianos. Bajo esta premisa el Ministerio de las Tecnologías para la Información y las Comunicaciones está promoviendo en todo el país el proyecto ‘Internet Móvil Social para la Gente’, con el cual el Gobierno pretende permitir el acceso el internet móvil y las comunicaciones a las personas de más escasos recursos económicos del país.

A través de este programa, las personas de los estratos más vulnerables, tendrán acceso a teléfonos inteligentes de 3G o 4G para que a través de ellos puedan obtener y compartir información de redes sociales y contenidos como Gobierno en Línea y programas educativos, incluso en aquellos lugares más aislados.

La propuesta abre una oportunidad de acceso a aquellos que nunca han tenido este tipo de servicios.

La propuesta abre una oportunidad de acceso a aquellos que nunca han tenido este tipo de servicios.

Los teléfonos móviles también tendrán planes de datos preferenciales que brindarán el beneficio de conexión ilimitada entre las 11:00 de la noche y las 5:00 de la mañana. Todo ello con una tarifa promedio de 6.000 pesos mensuales. El contrato para cada suscriptor sería por un máximo de 18 meses y tendría que ser un nuevo usuario, ya que el programa está dirigido exclusivamente para aquellas personas que nunca han tenido acceso a las tecnologías de la información.

Para ser beneficiario de esta estrategia, el colombiano debe estar registrado en el Sisben, ser habitante de los 788 municipios cubiertos por el Plan Nacional de Fibra Óptica (PNFO) o ser beneficiario de una Vivienda de Interés Prioritario (VIP) en los 56 proyectos definidos por este programa.

El anuncio corresponde a una segunda fase de un proyecto macro que busca incrementar la penetración del internet a todo el país. Para ello el Mintic muestra como uno de sus logros que ha logrado llevar la autopista de la información a 1057 de los 1096 municipios colombianos y unos 13,7 millones de hogares conectados a la red.

Los recursos para financiar el proyecto saldrán de lo que pagamos todos  los que usamos telefonía móvil celular.

Los recursos para financiar el proyecto saldrán de lo que pagamos todos los que usamos telefonía móvil celular.

Los recursos saldrían del Fondo de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (Fontic), que se nutre con lo que pagan los operadores de celulares por el uso del espectro electromagnético, los cuales a su vez, sacan el dinero de lo que pagamos todos los usuarios de teléfonos celulares. El lapso de aplicación del programa sería entre 2017 y 2019.

El proyecto que tiene animado al Gobierno tiene de hecho, un alto componente publicitario para posicionar a la Administración Santos, cuya popularidad es débil principalmente en los segmentos más humildes de la población. Para las operadoras y los comerciantes de teléfonos móviles es una buena noticia, ya que permite ampliar su mercado de manera significativa, puesto que ellos de ninguna manera van a perder, porque se trata de un subsidio.

Algunas voces, como las del especialista Julián Cardona, ex presidente de la Cámara Colombiana de Informática y Telecomunicaciones (Ccti), critican el proyecto, ya que promueve el uso de la red inalámbrica cuando el gobierno ha hecho una inversión descomunal de 400 millones de dólares, para llevar la fibra óptica a 784 cabeceras de municipios en todo el país para el internet fijo. El plan dice, está incompleto porque no se ha llevado esa fibra óptica de las cabeceras municipales hacia las casas, es decir, hasta los usuarios finales.

La fibra óptica es la tecnología que da acceso a internet de banda ancha para servicios como  telesalud, educación, televigilancia y televisión; los cuales requieren el uso de cables coaxiales, ya que es lo que permite la velocidad necesaria para estos modos de conexión. Según los críticos del plan, la gente en los lugares más aislados, más que acceso a redes sociales y contenidos gubernamentales, requiere conexión efectiva para servicios que resuelvan sus problemas de fondo.

Compartir.

Acerca del Autor

Lexander Loaiza

Es comunicador social con especialización en el área audiovisual egresado de la Universidad del Zulia (Venezuela). Ha realizado cursos de periodismo económico con el Banco Central de Venezuela, periodismo digital, locución comercial y ha desempeñado labores en medios como RCTV, Televen, Últimas Noticias, Diario La Calle-Valencia (editor), Union Radio y ha acumulado experiencia como asesor comunicacional en instituciones públicas y privadas.

Los comentarios están cerrados