Maduro se juega el todo por el todo para mantenerse en el poder

1031

Gobierno venezolano encarcela a líderes opositores mientras se prepara la marcha del 1ro de septiembre para exigir el cumplimiento del Referéndum Revocatorio este año.

Lexander Loaiza Figueroa @Lexloaiza

Los últimos días en Venezuela han sido de una turbulencia no vista hasta ahora. Desde el 20 de agosto, el gobierno de Nicolás Maduro ha maniobrado para impedir la realización de la marcha del próximo 1ro de septiembre, que ha convocado la oposición para exigir el cumplimiento del cronograma para la realización este año del Referéndum Revocatorio con el que, según todas las encuestas, el mandatario izquierdista tendría que desalojar el poder.

Para contrarrestar la marcha de la oposición, los voceros del oficialismo optaron por satanizar la convocatoria de sus adversarios señalando que la movilización de calle es un acto desestabilizador para provocar un golpe de Estado. El propio Maduro, dijo en una alocución televisada que si se genera una situación desestabilizadora, su reacción será de más represión. Y esto último parece estarlo cumpliendo.

Un sacerdote se ha convertido en el protagonista inesperado de la marcha opositora del 1-S.

Un sacerdote se ha convertido en el protagonista inesperado de la marcha opositora del 1-S.

En la madrugada del pasado 26 de agosto, con el pretexto de una evaluación médica, funcionarios de la policía política –Sebin-, llegaron a la casa del opositor Daniel Ceballos y se lo llevaron a las 3:00 de la mañana. En realidad lo trasladaron a una cárcel en el estado central de Guárico. El Gobierno al día siguiente, dijo que había descubierto un supuesto plan de fuga.

Ese mismo día, una delegación de parlamentarios ecuatorianos que se disponía entrevistar a Lilian Tintori, la esposa del encarcelado Leopoldo López, fue abordada por una comisión del Sebin y le confiscaron sus pasaportes. Luego los trasladaron hasta el aeropuerto de Maiquetía y los sacaron del país. El lunes 29, otra comisión de la policía política encarceló al líder juvenil Yon Goicoechea, con el argumento de tener en su poder material explosivo de carácter terrorista. Otro grupo de funcionarios del mismo organismo, buscaba al líder Lester Toledo por las mismas acusaciones.

Caracas y los accesos a la capital del país se encuentran fuertemente custodiados.

Caracas y los accesos a la capital del país se encuentran fuertemente custodiados.

Desde la semana pasada, el Gobierno de Maduro prohibió, sin dar mayores explicaciones, todos los vuelos de aviones privados y el uso de drones hasta el 6 de septiembre. Convocó a todos los propietarios de estos aparatos, que usualmente se utilizan para realizar tomas de video y fotografías aéreas, a someterse a un censo.

Caracas por estos días es una ciudad militarizada. Se pueden observar tanquetas del Ejército y la Guardia Nacional en varios puntos de la ciudad. Para llegar a ella desde el centro del país, el Gobierno dispuso ya al menos cinco alcabalas en las que están revisando cada uno de los vehículos que intentan llegar a la capital, lo que ha provocado filas enormes en la vía y convirtiendo en un calvario el viaje.

Mientras esto ocurre, desde hace varios días grupos de venezolanos (indígenas, opositores y hasta un cura) emprendieron caminatas a pie desde diversos puntos del país para llegar a la denominada ‘Toma de Caracas’. Han tenido que enfrentar retenciones en varios puntos de su camino pero han manifestado que pese a todo llegarán a su destino.

Ante el llamado a protestas callejeras del antichavismo, los oficialistas también han convocado a jornadas de manifestaciones de calle a partir de esta misma semana. El primer vicepresidente del gobernante Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv), el diputado Diosdado Cabello, indicó este lunes que el chavismo permanecerá en las calles defendiendo «la revolución» hasta que la oposición entienda que no dejarán el poder a menos que sea por vía electoral.

Opositores están llamando a permanecer en la calle hasta lograr una fecha para el referéndum.

Opositores están llamando a permanecer en la calle hasta lograr una fecha para el referéndum.

El parlamentario indicó que, en el marco de la marcha convocada por la oposición venezolana denominada como la «Toma de Caracas» para el próximo jueves, los dirigentes del chavismo estarán acompañando a su pueblo «los días que sean necesarios hasta que la derecha entienda que no nos vamos a ir por esa vía (con marchas)».

El lenguaje encendido de ambos bandos ha hecho temer enfrentamientos y situaciones violentas en una espiral que, dada la crisis económica que vive el país, pueden tornarse trágicas en este país de 30 millones de habitantes.

La arremetida del gobierno contra la posible manifestación le ha costado a Maduro más de su debilitada popularidad, cuando el nivel de aceptación, según la encuestadora Hercon, la ubicaba por debajo del 20%. En el ámbito internacional no le va mejor. Las últimas actuaciones del mandatario le han valido críticas cada vez más adversas de Argentina, Brasil, Paraguay, Perú, España, la OEA y por supuesto Estados Unidos, el “archienemigo” de la ‘revolución’.

Compartir.

Acerca del Autor

Lexander Loaiza

Es comunicador social con especialización en el área audiovisual egresado de la Universidad del Zulia (Venezuela). Ha realizado cursos de periodismo económico con el Banco Central de Venezuela, periodismo digital, locución comercial y ha desempeñado labores en medios como RCTV, Televen, Últimas Noticias, Diario La Calle-Valencia (editor), Union Radio y ha acumulado experiencia como asesor comunicacional en instituciones públicas y privadas.

Los comentarios están cerrados