Ambiente tenso en el Metropolitano

1678

Los hinchas se descargaron contra los directivos del Junior, en especial con la familia Char. Durante los 90 minutos protestaron y generaron un ambiente tenso en el estadio.

Por Ever Mejía

En el marco de la sexta fecha de la Liga Águila, Junior derrotó 2-0 a Alianza Petrolera en el Roberto Meléndez. Una victoria lógica en el calendario de Junior, y si fuera una semana común y corriente estuviéramos hablando de quién jugó bien, de quién jugó mal y de quienes hicieron los goles. Pero no, tras las aparatosas declaraciones de Fuad Char que ocasionaron la renuncia de Alexis Mendoza, en Junior se discute y se protesta todo.

Giovanny Hernández debutó como técnico de Junior con una derrota el pasado miércoles ante Pasto en la Copa Águila. En esta oportunidad dirigía su primer partido de Liga Águila, torneo que considera prioritario junto a la Copa Sudamericana.

A pesar de que Giovanny Hernández es ídolo indiscutido de Junior, su llegada al banco rojiblanco no fue cien por ciento aceptada por la afición por lo polémica que fue la salida de su antecesor, Alexis Mendoza.

giovanni_hernandez_0

Giovanny Hernández: «El grupo siente el negativismo»

Así que para Giovanny el partido contra Alianza significaba un compromiso importante, en el que presentaría el mejor equipo en el césped del Roberto Meléndez ante casi 11.200 espectadores.

Podríamos hablar del planteo de Giovanny, de la idea de un equipo con buen trato de pelota, de los dos extremos que pone en cancha o de que por momentos parece carecer de peso ofensivo. Pero me gustaría observar más partidos para hacer un análisis más sustancioso del estilo del entrenador, prefiero hablar de esos 11.200 espectadores que fueron al estadio Roberto Meléndez y del clima tenso que generaron en las tribunas.

Rodó la pelota, y de entrada en la tribuna Norte Baja, donde se ubica la barra de Los Kuervos no se escucharon las tradicionales canciones en apoyo al equipo, sino que insultaron a los dirigentes de Junior: “Dirigentes…a ver si se dan cuenta que no los quiere nadie”.

No más charlatanes

Foto: Fútbol Red

Cuando corrían alrededor de 15 minutos de juego la barra Frente Rojiblanco Sur desplegó dos trapos que decían: “Lo que para ustedes es momentáneo para nosotros es eterno” y “No + CHARlatanes”. La tribuna Oriental Alta, donde está la barra Fuerza Tiburona, no se quedó atrás, también hubo pancartas contra los directivos: “92 años de historia no de negocios”, “Democratización YA!” y “El amor de una región, el negocio de una familia”. Luego de un tiempo las banderas fueron retiradas porque están prohibidas.

Mientras Jarlan Barrera intentaba conectar con Yony González y mientras la defensa de Junior sufría lo ataques de Alianza; en las tribunas del estadio solo se escuchaban insultos al unísono contra los dirigentes.

Por momentos la atención se centraba en las tribunas, y no en lo que pasaba en el césped. El ambiente era áspero, tanto así que Wilmar Roldán pitó penalti, Vladimir Hernández puso el balón en el punto blanco y los insultos no cesaron. Eso sí, cuando el volante de Junior convirtió, todo el estadio gritó “gol”.

Junior estaba arriba en el marcador, los jugadores se fueron aplaudidos. Y los aficionados realizaron su rutina: compraron butifarras, perros calientes o papitas; compraron su cerveza o su gaseosa; fueron al baño y charlaron con los hinchas que estaban a su alrededor sobre el bajo rendimiento del primer tiempo y de lo que pasaba con los directivos.

IMG_20160730_180339726

La tribuna Sur Baja desolada, Frente Rojiblanco Sur no estuvo en gran parte del segundo tiempo para demostrar su enojo con las directivas

Poco a poco los hinchas que estaban en Norte, Oriental, Occidental y Sur Alta se percataban de que la tribuna Sur Baja estaba vacía, no había nadie. Los jugadores de Junior salieron a la cancha y la tribuna Sur Baja seguía desolada. La imagen de la tribuna solitaria era impactante.

Los insultos no solo fueron para los dirigentes. Hubo una pancarta que decía: “No más Toloza”. Y cuando los suplentes iniciaron los trabajos de calentamientos, la catarata de insultos se desató sobre Juan Guillermo Domínguez. Ambos jugadores están en el ojo del huracán tras estar envueltos en rumores sobre llegadas a entrenamientos en estado de embriaguez.

Mientras Junior intentaba ampliar la ventaja y Alianza buscaba la igualdad, en el estadio se percibía un ambiente hostil. Los de Frente Rojiblanco Sur no estaban en su lugar y Los Kuervos insultaban a los directivos de Junior.

Alrededor de los 10’ del segundo tiempo, integrantes de la barra sur pusieron carteles ofensivos contra los Char y contra Toloza en las gradas que aún seguían vacías. Realmente concentrarse en el partido era complicado. Junior jugaba mal y Alianza se venía encima. Giovanny Hernández luego declararía que: “El grupo siente el negativismo”.

A los 20’ todos los de sur Baja regresaron a sus asientos y durante un tiempo más insultaron a los dirigentes. El partido era parejo, Junior no jugaba bien y seguía la incertidumbre por el resultado. Hasta que en el minuto 39 del segundo tiempo apareció el cabezazo de Iván Vélez para decretar el 2-0 final.

Junior ganó, pero parece importar poco, el malestar de la afición es muy grande. En nl partido del pasado miércoles contra Pasto, Fuad Char tuvo que retirarse del estadio por la catarata de insultos de la afición, en esta ocasión no hubo información sobre su presencia. Lo cierto es que la mayoría de hinchas de Junior no fueron al estadio y decidieron ver el partido en algún estanco, tal cual lo sugirió el máximo accionista del equipo.

Compartir.

Acerca del Autor

Tu Cháchara

Los comentarios están cerrados