Andrés Felipe Arias, el Ministro que iba a ser Presidente

2709

Antes de que Santos aspirara a la Presidencia en 2010, el candidato estrella de Álvaro Uribe Vélez era su ministro de Agricultura, Andrés Felipe Arias, que acaba de ser declarado culpable por corrupción.

Por Jorge Sarmiento FigueroaEditor general

Andrés Felipe Arias y Álvaro Uribe Vélez

Andrés Felipe Arias y Álvaro Uribe Vélez

La candidatura de Andrés Felipe Arias iba viento en popa. Se avecinaba la consulta en el Partido Conservador y allí el entonces Presidente Álvaro Uribe Vélez dominaba a su antojo, con ‘mermelada’ de variados sabores y colores, a las huestes para favorecer a su Ministro de Agricultura, a quien le tenía tanto cariño -casi paternal- y había moldeado a su imagen y figura, que la opinión pública terminó denominando al joven político como «Uribito».

Ya Álvaro Uribe Vélez tenía claro que no lograría la reforma política en el Congreso para aspirar a una nueva reelección. Por eso necesitaba urgente posicionar a un sucesor en el Palacio de Nariño que le fuera fiel y asegurara el futuro de su estirpe ideológica.

El candidato perfecto era Andrés Felipe Arias, «Uribito». Amante de la doctrina militar desde cuando prestó el servicio, este joven con PHD en Economía y graduado con honores en todos los estudios cursados, tenía apenas 33 años cuando Uribe lo nombró Ministro de Agricultura. Recorría, con él de la mano, el país, «enseñándole de cerca la vida de la patria, para que un día él sepa gobernar», decía orgulloso de su pupilo el entonces Presidente.

Andrés Felipe AriasEra un fijo ganador en la consulta partidista que lo enfrentaba a Noemí Sanín, eterna candidata presidencial. Sin embargo, pocos meses antes de realizarse la convención interna del partido Conservador para definir el tema de las candidaturas, estalló el escándalo por el programa Agro Ingreso Seguro (AIS), acabando así también la trayectoria política de Arias.

El programa Agro Ingreso Seguro fue diseñado e implantado por Andrés Felipe Arias como ministro bajo la presidencia de Álvaro Uribe, con el propósito de «darle subsidios a agricultores colombianos». Sin embargo la Procuraduría encontró malos manejos en su ejecución, relacionados con «contratación sin los debidos estudios, irregularidades en los métodos de contratación, actos de corrupción, beneficios indebidos a algunas familias terratenientes, falta de supervisión de los programas, detrimento del erario y aumento indebido de los recursos destinados al programa».

Momento en que era llevado a prisión el ex Ministro Arias.

Momento en que era llevado a prisión el ex Ministro Arias.

En resumen, en vez de que recibieran los subsidios agricultores necesitados de recursos para fortalecer sus capacidades técnicas para competir con los nuevos escenarios de globalización, el asunto fue al revés y de manera humillante. A los campesinos pobres que sí necesitaban de esos recursos no reembolsables, no les dieron a oler ni un peso. En cambio las beneficiarias fueron familias poderosas a lo largo y ancho del país. En el Caribe fueron públicamente notorios los subsidios de Agro Ingreso Seguro a los Dávila, Vives Lacoture, Lacoture Dangond y Lacoture Pinedo, de amplia trayectoria política. En el Valle del Cauca, recibió incluso María Mercedes Sardi de Holguín, prima del ex ministro del interior Carlos Holguín Sardi, más de 200 millones de pesos por el mismo concepto.

«Desde los políticos de siempre hasta los grandes magnates como Luis Carlos Sarmiento Angulo se burlaron de los agricultores del país recibiendo los dineros de un programa de principios sociales. Lo peor es que estos dineros de Agro Ingreso Seguro iban a parar a los bolsillos de gente que había financiado la campaña en 2006 de Álvaro Uribe Vélez y luego aportaron a la pre candidatura del mismo Arias. Que el ministro no se halla directamente enriquecido a costa del programa es solo una forma de mentir. Este tipo de casos no son nuevos y son, justamente, los que han ocasionado la guerra perpetua en la que vive Colombia por causa de la corrupción y la inequidad alrededor de los recursos naturales», dijo uno de los congresistas que lideró en su momento el debate en torno a Agro Ingreso Seguro.

Solo en su familia (aquí junto a su esposa), Andrés Felipe Arias ha encontrado apoyo.

Solo en su familia (aquí junto a su esposa), Andrés Felipe Arias ha encontrado apoyo.

Ante los hallazgos, En julio de 2011, la Procuraduría General de la Nación lo encontró culpable por «las irregularidades en la implementación del programa Agro Ingreso Seguro», destituyéndolo formalmente e inhabilitándolo por 16 años para ejercer cargos públicos.

Por los mismo hechos, ahora en julio de 2014 la Corte Suprema de Justicia lo declaró «culpable por los delitos de celebración de contratos sin cumplimiento de requisitos legales y peculado a favor de terceros», con lo cual se expone a una pena carcelaria de entre 7 a 33 años. Cabe recordar que el ex Ministro y ex candidato presidencial lleva ya tres años tras las rejas.

De esta manera terminó, por ahora, la historia de un nuevo eslabón importante del gobierno de Álvaro Uribe Vélez, que se a une a la de varios funcionarios que hicieron parte del círculo íntimo de poder del dirigente antioqueño y que protagonizaron escándalos de corrupción a su alrededor.

Cuando Juan Manuel Santos, que fue ministro de Defensa durante el gobierno de Uribe, llegó a la Presidencia en las elecciones de 2010, llamó a Andrés Felipe Arias y lo nombró Embajador en Italia, a pesar del escándalo que lo perseguía por corrupción. Arias declinó el ofrecimiento «por lealtad al proyecto político de Uribe».

Hoy el ex ministro de Agricultura está ausente del país con su familia y próximo a recibir una condena, mientras que Uribe Vélez espera su curul en el Congreso junto a una veintena de nuevos «buenos muchachos».

Las enseñanzas del caso «Uribito»

1. A lo largo de buena parte de su primera reelección Uribe estaba tan seguro que tenía todos los poderes del país acumulado en sus manos, que no se preocupó por preparar a tiempo a un verdadero sucesor suyo, de experiencia y sin cables sueltos.

2. El robo cínico y desvergonzado de un grupo de ricos de dineros que eran para ayudar a los pobres lo más seguro es que hubiese pasado desapercibido y se hubiera sabido cuando ya la mayoría de los beneficiarios estuvieran muertos y la plata estuviera perdida, de no ser por periodistas e investigadores que pusieron la lupa donde tenían que haberlo hecho las autoridades y el mismo Gobierno.

3. El olfato y la frialdad política que tuvo Santos, lo condujo a esperar con paciencia a que estallara el escándalo antes de presentarse él como candidato. En ese momento ya él estaba en primera fila, porque era, entonces, el mejor nuevo amigo del Presidente Uribe. Hoy, por los destinos políticos, están en bandos contrarios y se atacan a dentelladas por la mutua ambición de poder. El mismo poder por el que caen como fusibles personas brillantes como Andrés Felipe Arias.

Compartir.

Acerca del Autor

4. Jorge Mario Sarmiento Figueroa

Editor general de Lachachara.co y gestor de proyectos de la Fundación La Cháchara. Ejerce el oficio periodístico desde niño, combinado en la actualidad con la docencia universitaria, asesorías en comunicación para personas y organizaciones. También practica manifestaciones artísticas como la poesía, la pintura y la realización audiovisual. Email: jorgemariosarfi@gmail.com Móvil: 3182484320

Los comentarios están cerrados