Ni modo, el homicidio de Colmenares quedará impune

1852

El Juez 27 de conocimiento en Paloquemao absolvió a Carlos Cárdenas por falta de pruebas. Por esa vía también quedarían libres Laura Moreno y Jessi Quintero. 

 Por Chachareros

Fotomontaje de Revista Semana

Fotomontaje de Revista Semana

Después de casi tres años del homicidio del estudiante costeño Luis Andrés Colmenares tras departir con amigos y compañeros de estudios para celebrar la “Noche de Brujas” del 31 de octubre de 2010, este viernes el Juez 27 de Conocimiento Ignacio Humberto Alfonso decidió librar de toda culpa al principal sospechoso del crimen el también universitario Carlos Cárdenas.

De esa forma, ni modo, el homicidio de Colmenares quedará impune, y los verdaderos autores, de quienes todo el mundo sospecha, muertos de la risa.

El Juez de la causa, el 27, alega que no hay material probatorio para asegurar que Carlos Cárdenas golpeó y asesinó a Luis Andrés Colmenares y determinó absolverlo del cargo de homicidio y del delito de soborno.. En su discutida decisión, el juez determinó que la Fiscalía no pudo demostrar que Cárdenas tuvo contacto en octubre del 2010 con. Además, señaló que el caso navegó en términos de la «especulación», de la «imaginación» y que no se probó que fuera un homicidio.

Padres de Luis Andres Colmenares

Padres de Luis Andres Colmenares

Sobre el delito de homicidio, el juez señaló que “no hay convencimiento que la muerte del joven sea producto de homicidio”. Y agregó: “No se probó, más allá de toda duda razonable, que fue un homicidio (…). La Fiscalía no desvirtuó la presunción de inocencia de Carlos Cárdenas Gómez”.

Entre los puntos que ha tocado el juez Ignacio Humberto Alfonso destacó que se probó que esa noche hubo una discusión en la discoteca entre Colmenares y Laura Moreno, exnovia de Cárdenas. Sin embargo, para el juez no se probó que dicha discusión fue provocada por la presencia de Carlos Cárdenas en ese establecimiento público.

Con todo, al conocer la decisión, el padre de la víctima Luis Alonso Colmenares señaló: «Hay que seguir. No descanso hasta que haya verdad y justicia en el crimen de mi hijo». La Fiscalía anunció que apelará el fallo, así como la defensa de la familia Colmenares. Por su parte, la Procuraduría no lo hará.

Tras salir de la audiencia, Mario Iguarán, exfiscal general de la Nación y abogado de Carlos Cárdenas, señaló: «La justicia ha cumplido en un caso lamentable porque se trataba de un joven (Luis Andrés Colmenares) admirado y apreciado. Pero fue un proceso afectado por las mentiras de testigos y las manipulaciones de algunos fiscales. La justicia ha probado que Carlos Cárdenas no tenía nada que ver con este hecho (…). Este caso demostró el poder de Dios, la preponderancia de la verdad y la defensa, la pujanza de los investigadores y la sabiduría de los jueces».

Laura

Laura y Jessica

Iguarán agregó que no se logró demostrar la existencia de un homicidio. «Vamos a ser lentos o inmunes a cualquier ira, rencor o reparación. Las reglas del Estado Social de Derecho es someternos a lo que diga la justicia. No hay un indicio leve para decir que Cárdenas era responsable», afirmó.

Sobre su cliente indicó: «(Carlos Cárdenas) Va a recuperar esa vida perdida y si no hace algo estará perdida para siempre. No solo fue a la cárcel: también abandonó la universidad y no podía salir de su casa por las amenazas contra su integridad. Por el momento lo que importa es saber que se hizo justicia con el poder de Dios».

Como triste paradoja, los padres de Luis Andrés Colmenares, piensan que “está bien, ya nos mataron a nuestro hijo, pero que el o los responsables paguen por su crimen y es injusto que quienes hayan ostentado las más altas investiduras de la rama judicial sean protagonistas en un caso en donde, sin duda, se le ha querido torcer el cuello a la justicia”.

Iguarán finalmente advirtió que la pregunta que surge ahora es por qué los bomberos omitieron el deber de buscar el cuerpo en la madrugada del 31 de octubre del 2010, en el parque El Virrey, y por qué mintieron y engañaron a la justicia.

Un caso que deja más dudas que aciertos

La decisión que tomó el juez en este caso se convierte en un hito en el caso Colmenares y, posiblemente, marcará el rumbo de los otros procesos que se llevan contra Laura Moreno y Jessy Quintero, quienes están procesadas por la muerte del joven.

En el juicio contra Cárdenas, la Fiscalía solicitó una pena de entre 33 y 50 años de cárcel para el estudiante. Para ello, el ente acusador presentó los testimonios de bomberos y policías que estuvieron en la búsqueda del cuerpo de Colmenares.

Una de las tesis de la Fiscalía es que todo comenzó por los celos que sintió Cárdenas al ver a su exnovia Laura Moreno, también procesada por este caso, en compañía de Colmenares.

También, argumentó que el cuerpo no fue arrastrado por el caudal del caño, pues, en su criterio, la profundidad era de apenas 15 centímetros y reiteró que el estudiante de la Universidad de los Andes fue golpeado en El Virrey.

Por su parte, la defensa de Cárdenas, el exfiscal Mario Iguarán, quiso demostrar que hubo fallas del equipo de bomberos en la búsqueda del cuerpo de Colmenares. Así mismo, argumentó que se ha demostrado que Cárdenas no estuvo la noche de los hechos en el parque El Virrey. La Procuraduría, por su lado, pidió que Cárdenas sea absuelto de los cargos que se le imputan porque, en su criterio, no se demostró que Colmenares fue golpeado.

Un acusado de pedigrí

En Villanueva, La Guajira, es vox populi que a Luis Andrés Colmenares lo mataron “por un lío de faldas, compadre”. De eso no hay duda alguna en villanueveros que conocieron a Luis Andrés “desde que era un culicagaito que andaba jugando por la calle con los demás pelaos. Lo que pasa es que era un muchachito vivo, dicharachero, tenía su gracia para decir sus cosas y cualquier muchacha caía a sus pies, ahora dígame usted una cachaquita. Quedaba embobada con su parla, con sus versos al improvisar canciones, porque hasta buena voz tenía el vergajo”.

Y también saben que el otro que ahora andaba con su exnovia era un muchachito hijo de papi y mami, burros cargados de plata, capaces de repartir plata a diestra y siniestra para borrar huellas. “Si tueron con qué contratar a todo un exfiscal general que acababa de salir del cargo con plata suficiente para no trabajar por un largo rato”.

En fin. A los villanueveros no les saca nadie de la cabeza que en esa absolución hay gato encerrado. Y que en la conciencia del Juez 27 Ignacio Humberto Alfonso un fantasma negro debe estar revoleteándole y preguntándole a gritos “¿Actuaste con justicia?

Laura y Jessica, también libres de todo

La decisión del juez que absolvió a Carlos Cárdenas por la muerte de Luis Andrés Colmenares dejó sin piso la teoría de la Fiscalía y de la familia del joven de que el universitario fue asesinado.

Ahora, tras la apelación que va a hacer la defensa de la familia y la Fiscalía, será el Tribunal Superior de Bogotá el que defina si queda en firme o no el fallo del juez Ignacio Humberto Alfonso. No se descarta que, después, el proceso llegue a la Corte Suprema de Justicia.

Durante la audiencia, el juez 27 de conocimiento basó su argumentación en que la Fiscalía no desvirtuó la presunción de inocencia de Cárdenas.

Básicamente, para ese despacho no se probó ni hay evidencia de que durante la noche y la madrugada del 31 de octubre, Carlos Cárdenas haya estado en el parque El Virrey, de Bogotá.

Sobre este punto, la defensa de Cárdenas ha dicho que, después de estar en una discoteca, él se fue a dejar a la casa a María Camila Romero.

Basado en los testimonios que se presentaron en el juicio, el juez Alfonso señaló que tampoco hay evidencia de que, a pesar de que Cárdenas y Colmenares estuvieron en la misma discoteca esa noche, el acusado haya tenido algún contacto con el joven.

Tampoco se demostró, según el juez, que Cárdenas haya golpeado a Colmenares, tal como lo ha dicho la Fiscalía.

También, para el juez, se probó que, al terminar la noche, Colmenares, con grado tres de alcohol, no se quiso subir a la camioneta de Laura Moreno porque decía que quería comerse un perro caliente.

Así mismo, para ese despacho, tampoco se demostró que Cárdenas haya acudido a argucias para evitar ser vinculado al caso, tal como lo denunció la Fiscalía en el mismo juicio.

En la misma línea, descartó, por lo expuesto en el juicio, que haya sido un crimen por celos de Cárdenas por la cercana relación de Colmenares con su exnovia Moreno.

Incluso, el juez afirmó que si bien se probó que en la discoteca hubo una discusión entre Colmenares y Moreno, no se pudo determinar si fue por la presencia de Cárdenas en el mismo establecimiento.

Es decir, el juez concluyó que no hay evidencia que pueda determinar que Cárdenas “se haya confabulado” para asesinar a Luis Andrés Colmenares.

Tras esta decisión de primera instancia, ¿qué pasará con Moreno y Quintero, también acusadas por el supuesto asesinato?

Aunque son temas diferentes, debido a que el exfiscal del caso, Luis González, decidió hace unos años dividir los procesos, las pruebas hasta ahora puestas sobre la mesa en el juicio con las universitarias son prácticamente las mismas. Es por eso que, ante este precedente, se puede hablar, al menos, de que el caso Colmenares tambalea. Aún más, cuando los supuestos testigos del hecho, que aparecieron en el caso, se declararon culpables de falso testimonio.

No obstante, hay por lo menos factores nuevos que llegan al caso. Uno de ellos es que hay una nueva fiscal del caso, María Victoria Parra, y el otro es que se viene la apelación, que se hará máximo en cinco días y dará luces de para dónde va este caso y cuál será la estrategia.

Compartir.

Acerca del Autor

Chachareros

Chachareros es una invitación a que todos nos envíen sus artículos. La Cháchara los recibe con gusto

Los comentarios están cerrados